La Lucha Canaria

 

La lucha canaria es el deporte autóctono por excelencia del Archipiélago. Ha estado presente en las diferentes épocas de nuestra historia, y aunque su organización y práctica ha ido cambiando, los canarios nunca hemos renunciado a salir en ropa de brega al círculo de arena para medir nuestras fuerzas, valor, arte y nobleza. Según los cronistas y primeros historiadores, la lucha estaba muy presente en la mayor parte de las culturas del Archipiélago Canario pero, probablemente, concebida con un significado social diferente en cada comunidad, en relación directa con su forma de desarrollo, grado de complejidad, etc.

 

 

Entre los aspectos más relevantes, y que especialmente nos interesan acerca del asunto que tratamos, está  el mundo de los ritos o celebraciones de los aborígenes. Aquí entraría a formar parte de manera destacada las actividades del tipo corporal, entre ellas la lucha. Esta conformaría una práctica importante en la vida de los antiguos canarios, pues servía como entrenamiento para la guerra o los frecuentes encuentros de carácter violento que se daban entre los miembros de cada zona tribal o clan. No obstante, esta lucha no era inherente a lo anterior solamente pues también se desempeñaba cuando llegaban las fiestas. Tras la conquista, la lucha canaria paso a formar parte de un bagaje cultural, que posteriormente, se constituiría como deporte siglos más tarde.

Las Mañas de la Lucha Canaria

Son las distintas ejecuciones catalogadas que utiliza el luchador para desequilibrar a su contrario hasta que toque el suelo (arena) con cualquier parte de su cuerpo que no sea la planta de sus pies. Hay que precisar que no suele ser lo más habitual que se tumbe al contrario con la ejecución de una sola técnica, sino por una combinación de varias o por una variante de la misma técnica.

Son muchas las técnicas de nuestro deporte, algunas incluso empleadas en exclusiva por un solo luchador, como es el caso del volquete. Las técnicas tradicionales básicas para la enseñanza de los aprendices son: toque por dentro, cogida de muslo, toque para atrás, cadera, cango, atravesada, traspié, levantada.

 

Posición de Partida en la Lucha Canaria

  • Saludo: una vez situados en el centro del terreno, los contrincantes estrechan las manos como símbolo de nobleza y tradición, se agarran mutuamente con la mano izquierda la bocapierna derecha o el remango derecho.
  • Mano a la arena: Ambos se inclinan hacia adelante, uniendo los hombros derechos. Se juntan las palmas de la mano derecha hasta tocar la arena con la punta de los dedos. Las espaldas deberán estar paralelas al suelo.
  • Mano a la Espalda: Se sube la mano derecha a la espalda del compañero o compañera con la palma abierta. Desde el momento en el que el albitro toque el silbato, comenzará la lucha.