Taller del ceramista

La cerámica tradicional tiene una estrecha vinculación con la cerámica desarrollada por los antiguos aborígenes canarios. Incluso después de la conquista, y a pesar de las técnicas aportadas por las personas procedentes de la península, los alfareros canarios siguieron empleando en el arte de la cerámica las mismas técnicas que sus antepasados. A esta conclusión se llegó, comparando diferentes obras de la actualidad con piezas rescatadas de los antiguos aborígenes, confirmándose la similitud entre las técnicas actuales y las antiguas. No obstante, en lo que a estética se refiere, poseen algunas diferencias notables, siendo la guanche bastante más tosca y la actual, mucho más refinada.

En el patio de la Casa Eladia Machado podemos observar en vivo y en directo como expertos alfareros, dan forma manualmente a espléndidas figuras de barro, que tras su elaboración y horneo, se dejan reposar al sol durante varias horas a vista del público. Posteriormente, se procede al pintado y a darle los toques finales para más tarde ponerse a la venta en las tiendas. Su trabajo recoge una gama amplia de obras como, vasijas, ceniceros, jarras, ídolos de tara, tazas, porta velas y platos.  Muchos de ellos llevan símbolos guanches como la espiral el triangulo o la estrella, como manera de destacar y caracterizar el origen de la artesanía canaria.

 

Proceso de Elaboración de la Cerámica Canaria – La Casa de los Balcones